domingo, 2 de enero de 2011

Como testigo.Yolanda Valenzuela.( Estancias ) Relatos y otras mandangas

Comenzó con el turquesa que apenas veía, intento sujetarse para no caer en el intento de hundirse una vez más.

Equivocándose en los pretéritos perfectos, en los pluscuamperfectos, todo aquello que en línea recta fue a afectar su corazón que de hielo se volvió piedra.

Perdió las ganas a cada paso y concibió lo largo que del camino se le hacía cuesta arriba, con pocas ganas de recuperar su fe que perdida le tenía en su biblia cromática y es que ya no sabía lo que decía.

Y a mí como testigo me tiene al borde de un ataque de nervios.

Así que hizo una conferencia con su cuerpo negando otra vez la evidencia y sus faltas a todas horas de mí.

Se sintió incompleta ante la historia que bebía de su boca, ante una relación que desaparecía continuamente como una falsa ante el espejo.

No sabía si algún día sería capaz de recibir todo aquello que le darían, como una lagartija debilitada porque algún desaprensivo le ha cortado la cola, se enredo en su pelo que seguía creciendo con la creencia de que así recuperaría el vigor perdido en las múltiples batallas.

Lidiando con ángeles y diablos, cada día se prensaba un poco más.


Yolanda Valenzuela
*Extraido de ( Estancias ) Relatos y otras mandangas Pag 12
A todo/as los petardos perdedores, enhorabuena ya podéis copiarme, gratis y sin censura.
©Todos los derechos reservados
http://www.produccioneslacomadrejaylaluna.com/

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.